sábado, 21 de noviembre de 2009

Llévome a volar

Hace falta festejar más.
Y la próxima semana se presenta bastante propicia para ello, miren:

Mañana domingo 22 es el Día de la Música. O sea, si algo hay que celebrar en este mundo aciago es que por lo menos haya música, si no sería peor.
El día en que uno de nuestros ancestros empezó a aporrear un tronco con algo de ritmo, y le gustó, y lo retuvo en su memoria, y lo repitió y lo repitió y lo repitió fue un gran día para la humanidad.
Aunque al rato al pobre lo deben haber usado como instrumento de percusión por no dejar dormir a nadie, o por no ir a cazar brontosaurios.
Cómo le habrá dolido el cuerpo y el espíritu... ése fue el primer artista incomprendido.
Y con sus alaridos nació la primera canción de protesta.
Igual del año 2000 para acá no han hecho nada que valga mucho la pena, pero obviemos eso.

Un 23 de noviembre, los sovieticos lanzan una sonda rumbo a Venus.
Ni siquiera pudieron abandonar la órbita de la Tierra pero, hasta donde sé, fue el primer intento por ir a buscar a las buscar chicas de enteritos plateados.

El 24 de noviembre tenemos que celebrar el que probablemente no sepamos para dónde vamos, pero al menos sabemos -más o menos- de dónde venimos: Charles Darwin publica "El origen de las especies". Y de paso nos liberó, a las mujeres, de la culpa por el asuntito ese de la manzana.

Felipe II ordena a los obispos, un 25 de noviembre, que castiguen a quienes maltratan a los indígenas.
Y ya estaría bueno que le hicieran caso.

Y no habríamos visto la película La Misión, con la musiquita esa, si no es porque un 26 de noviembre llegaron dos jesuitas a Paraguay.

Y si el 27 de noviembre de 1520 Hernando de Magallanes no descubre el Estrecho de Magallanes -que él le decía "mi Estrecho"-, no habríamos conocido nunca Chiloé.

Y en la misma onda de los descubrimientos, un 28 de noviembre Colón descubre Jamaica y Cuba, que yo no he ido pero dicen que está re bueno.

Y como si todo esto fuera poco, el 25 de noviembre estoy de aniversario de matrimonio, así que la próxima semana capaz que no escriba nada porque me voy a llevar de Luna de Miel.
En otras palabras, mejor no cuenten conmigo.
Pero los quiero igual.

¡Salud!

http://www.youtube.com/watch?v=kYXdcR0Xbag


Actualización: ¡Momento!, ¡momento!, me faltó el día ese que celebran los gringos, el Día de Acción de Gracias; que es el jueves 26, y que si celebramos Halloween yo no sé por qué no lo celebramos.
La única razón plausible que se me ocurre es que acá en el sur los pavos tienen un sindicato potente.


5 comentarios:

UnCampi dijo...

además acá en el sur los pavos somos reales...

Anai Le dijo...

¿Pavos pavos?
Jijijiji...

Hola, UnCampi!

Si alguien ve a aleida-g, dìganle que me mande un mail a cucala.macara@gmail.com
Gracias!

UnCampi dijo...

pa mi que si
- Hola, Anai -

Aleida-g dijo...

Ya sé que doce millones de porteños son muchos, pero uno nunca sabe, y en una de esas nos cruzamos.Yo soy la de rulos.

Bárbara dijo...

qué bueno lo suyo Anai Le!
muchos saludos!